Etiquetas


Por más que el Espectador lo diga el proceso de paz no es el tema central de las elecciones presidenciales Colombia 2014. Así quiso proponerlo Juan Manuel Santos pero, sin demeritar su gesta, es uno de los temas clave pero no el único.

Se usó para desviar la atención sobre la corrupción y la incapacidad para reformar la justicia y la educación, la salud y otros frentes. También se empleó para proselitismo político.

Ojalá los resultados de las elecciones este 25 de mayo muestren que hubo alternativas y que el corrillo presidencial en su afán reeleccionista no logró su cometido de ganar en la primera vuelta.