Hablo solo desde pequeño…por supuesto que no todo el tiempo…de ser así seguramente tendría algún desorden psicológico o hasta psiquiatrico preocupante.Muchas veces he aprendido que hablarme a mí mismo en voz alta permite superar al bullicio del mundo real y al mismo ruido interno, es una forma inteligente de llamar la atención de todos mis niveles de inteligencia sobre un comportamiento, una actitud positiva o una filosofía de vida que vale la pena asumir. Autosugestión pudieran llamarlo algunos, afirmaciones lo llamarán otros.
Muchos hablan solos pero sus palabras o pensamientos son recriminatorios o negativos…seguramente en el pasado esa era mi constante…parte de lo bonito de crecer e ir madurando rescato eso, que puedo ir programando mi mente de manera motivacional, sobreponiendo pensamientos enriquecedores y de autoestima a los pesimistas y cínicos.
Hablar las cosas, así solo sea en principio conmigo mismo, me ayuda a clarificar conceptos, a sacar la paja del grano y a extraer moralejas.
Afirmaciones y mensajes de superación, para eso uso el diálogo interno y personal.
¿Y usted habla solo o sola? ¿Cree que esto es nocivo para su salud mental? Al menos no lo creen los niños, para quienes es perfectamente plausible esta clase de diálogos.
Ver también: comunicación personal, inteligencia y felicidad