El departamento de Arauca (extensión 23.393 km2, Temperatura media 28 Centígrados, capital Arauca; división política, siete municipios) está localizado en el sector nordeste del país, en el extremo norte de los llanos orientales. Limita al norte , separado por el río Arauca, con la República de Venezuela; al oriente, con esa misma nación; al sur con los departamentos de Vichada y Casanare, de los que lo separan los ríos Meta y Casanare respectivamente; y al occidente, con el departamento de Boyacá, mediando la cordillera oriental.
En el territorio de Arauca se distinguen claramente dos regiones: una zona montañosa ubicada al occidente, con alturas superiores a los 5.400 m.s.n.m. en las cimas de la Sierra Nevada del Cocuy, la cual hace parte de la cordillera oriental; lo accidentado de esta parte de la topografía departamental no ha permitido que su aprovechamiento económico sea mayor. La parte plana del territorio araucano, comprende más del 75% de sus tierras, se extiende desde el pie de la cordillera hasta los límites con Venezuela, terrenos en los que continúan las sabanas. Esta extensa llanura hace parte de lo que comúnmente se conoce con el nombre de los Llanos orientales de Colombia u Orinoquia colombiana. El departamento de Arauca está regado de oriente a occidente por numerosos ríos, quebradas y caños que en los periodos de lluvias, inundan buena parte de sus sabanas; todas las aguas departamentales se tributan al río Orinoco ya dentro del territorio venezolano, a través de los ríos Arauca, Meta y Cinaruco, principalmente; otros ríos importante que bañan las tierras del departamento de Arauca son el Banadía, Bojabá, Capanaro, Casanare, Cravo Norte, Cuiloto, Cusay, Ele, Mundo Nuevo, negro, Satoca, Tame y Tocancías.
En la época precolombina, el territorio estaba habitado por varios grupos indígenas, algunos de los cuales  han logrado sobrevivir hasta nuestros días, como son los guahibos, cuivas, macaguanes e iguanitos. Con excepción de los indios tunebos, todos vivían principalmente en las sabanas, pero la colonización los ha hecho internarse en la selva, medio al que no estaban acostumbrados, por lo que se han venido extinguiendo.
El actual departamento del Arauca, desde la Colonia hasta 1831, cuando fue disuelta la Gran Colombia, formó parte de la provincia del Casanare y del Estado Soberano de Cundinamarca; al ser creada la Nueva Granada, Arauca hizo parte de la provincia de Casanare pasando luego, en 1886, a pertenecer al departamento de Boyacá. En el año de 1911 fue segregada para empezar a tener vida propia, convirtiéndose en la comisaría de Arauca, denominación que llevó hasta 1995, cuando fue elevada a la categoría de intendencia, hasta 1991 (4 de julio), cuando la Constitución Política de nuestro país, en su artículo 309, la convirtió en departamento.
Remontando “el río de las siete estrellas” los indios araucas, pertenecientes a la nación Arawak, se asentaron en la región formando un poblado que fue descubierto y dominado por el conquistador alemán Jorge de Spira en marzo de 1536, quien además encontró tribus de indios caquetíos, lucalias, giraras, cuibas, guahibos y achaguas, todos pertenecientes al mismo tronco Arawak.
Antes de 1959, la colonización en el departamento de Arauca se dio en forma espontánea, orientándose a ocupar la llanura para el desarrollo y explotación de ganaderías extensivas. A partir de ese año, el Gobierno nacional ha adelantado proyectos de colonización dirigida, situados preferentemente en el pie de monte. En la actualidad la colonización ha aumentado significativamente, debido a los pozos petroleros.
Hasta hace poco tiempo, la economía araucana giraba en torno de la ganadería, complementada con la agricultura incipiente en la zona del oeste y la explotación maderera. Los descubrimientos y explotaciones petroleros en los últimos años, entre los que destaca Caño Limón, han cambiado sustancialmente la economía tanto departamental como de sus habitantes. En la economía tradicional de los araucanos tambien figura como fuente importante de su economía, la pesca en los numerosos ríos.

Actualmente en Arauca conviven los llaneros , colonos e indígenas.
Los siete municipios que hacen parte del departamento del Arauca son: Arauca, su  capital; Arauquita, Cravo Norte, Fortul, Puerto Rondón, Saravena y Tame.

Ver: hoteles Aurauca